RESEÑA LITERARIA

Divertirnos y pensar en las cosas sin importancias, esas que verdaderamente nos importan

>
 

El humor –el buen humor- es, en mi opinión, un procedimiento difícil, eficaz y gratificante para elaborar textos literarios dotados de mensajes actuales, claros y valiosos. Lograr que un relato de ficción nos divierta, nos haga pensar y, al mismo tiempo, nos descubra las contradicciones de nuestras habituales conductas es una tarea que exige habilidades literarias y agudeza óptica para para descubrir las situaciones cómicas de nuestra vida cotidiana y para analizar las paradojas permanentes de los comportamientos humanos.   

Yayo Gómez
Relatos para leer cuando tengas prisa
Antequera, ExLibric, 2023

Yayo sabe que la risa es una reacción hermenéutica, una interpretación -una peculiar lectura- de las conductas humanas y una expresión de simpatía y de comunión sentimental. Con sus maneras de relatar sus ocurrencias nos demuestra sus destrezas para penetrar en el fondo de esos comportamientos rutinarios que, a veces, son dañinos pero que siempre encierran advertencias aleccionadoras. El secreto de la fuerza humorística de sus relatos estriba en su singular habilidad para aplicar la identificación psicológica, esa pericia que la ética denomina compresión y compasión. Su humor posee fuerza curativa porque nos reanima y nos desarma con un lenguaje amable que despierta nuestros sentimientos nobles gracias a su ingenio mediante el empleo de la paradoja, de la hipérbole, de la metáfora y, sobre todo, de la fina, amable y aguda ironía. Debido a su arte para administrar este mecanismo de supervivencia, Yayo consigue que sus bromas amables y respetuosas sean unos regalos que nos liberan a los lectores de la carga de la monotonía de la vida cotidiana y de las tensiones de las relaciones interpersonales.

Esta obra, que nos cuenta la eficacia terapéutica de los sueños, los riesgos de las repeticiones de los hábitos convencionales, la fascinación ante hallazgos imprevistos, es, a mi juicio, una inteligente invitación para que exploremos el sentido de nuestras propias vidas e identifiquemos el fondo de nuestras contradicciones. En contra de lo que a primera vista nos puede parecer, estos relatos nos ayudan a pensar y a sentir la vida, a vivirla con sencillez, con naturalidad y con autenticidad, o, simplemente, para comportarnos como seres humanos.

Su humor que no es resignado sino rebelde, y su palabra paradójica, tras asumir la realidad, pueden ayudarnos a descansar, a divertirnos y a pensar en las cosas sin importancias que son las que verdaderamente nos importan. La mirada aguda, la penetración psicológica, la riqueza léxica, la capacidad de observación y, por supuesto, la ironía les sirve a Yayo para identificar las contradicciones en las que diariamente caemos las personas normales como tú y como yo, estimado lector. En mi opinión, estos relatos encierran lecciones importantes para la vida y orientaciones prácticas para la escritura literaria. Esta obra nos interesa y nos divierte porque está dirigida a nosotros y nos cuenta cómo somos nosotros, porque, además de provocarnos la sonrisa, nos descubre algunos secretos de nuestras propias vidas.

 

Noticias de la Villa y su empresa editora Publimarkplus, S.L., no se hacen responsables de las opiniones realizadas por sus colaboradores, ni tiene porqué compartirlas necesariamente.

Noticias relacionadas

 
27 febrero 2024 | Patricio González García
28 de Febrero
 
20 febrero 2024 | M. Carmen García Tejera
El regreso de los profetas de José Antonio Hernández Guerrero