Presentación de las conclusiones del XXIII Congreso de Periodistas

Celebrado en la localidad gaditana de Grazalema reunió a cerca de medio centenar de periodistas de ambas orillas para debatir sobre "Periodismo y camio Climatico"

El XXIII Congreso de Periodistas del Estrecho, titulado Periodismo y Cambio Climático y desarrollado en Grazalema, concluyó ayer con la tradicional elaboración de conclusiones por parte de las dos delegaciones participantes, española y marroquí.

Parte de las referidas conclusiones comenzaron a elaborarse ya en la tarde del viernes, al término del taller de trabajo coordinado por el doctor en Geografía por la Universidad de Granada y experto en Climatología, Rafael Hernández del Águila. Así, en la mañana de ayer se llevó a cabo la redacción, debate y puesta en común de las mismas.

Conclusiones

En el documento que pone fin al congreso, las dos delegaciones participantes han coincidido en «reclamar a las empresas periodísticas de ambas orillas del Estrecho más medios, más espacio y más tiempo para las información medioambiental. Asimismo, hacemos un llamamiento a la comunidad científica para que haya más claridad».

El texto afirma que «el compromiso de los periodistas con la sociedad exige que no nos limitemos a la mera narración de los hechos cuando se vulneran derechos o se actúa contra el interés general. Por ello, debemos implicarnos en informaciones relacionadas con el medio ambiente y tomar partido por su defensa».

En la segunda conclusión, los congresistas advierten que «los periodistas estamos obligados a trasladar de forma clara y sencilla la información a la población y, por ello, exigimos recibir una información diáfana por parte de los organismos de la Administración y los agentes implicados en los problemas medioambientales».

Al mismo tiempo, los firmantes del texto definitivo instan a la comunidad científica a «hacer un esfuerzo por contribuir en ese proceso de comunicación, difundiendo en lenguaje sencillo, pero no por eso menos riguroso, la realidad de los problemas ambientales, independientemente de su origen o de complejidad».

En el apartado de la autocrítica, el documento indica que «los periodistas debemos asumir nuestra responsabilidad de proporcionar la mejor información posible, siendo conscientes de la necesidad de una mejor, más completa y continua formación. Para ello no basta con nuestra voluntad, sino que es necesario la colaboración e implicación de las instituciones académicas y de las empresas periodísticas».

Noticias relacionadas