Adjudicados los quioscos de verano para los próximos cuatro años

La delegación de Patrimonio, que dirige la concejala Isabel Calvente, ha llevado a cabo hoy el sorteo de licencias para la instalación de quioscos de verano en el municipio. Dichas licencias tendrán validez para cuatro años: 2021, 2022, 2023 y 2024.

A este sorteo, que se ha desarrollado en el salón de plenos de la Casa Consistorial, en presencia de la edil, así como el secretario del Ayuntamiento y técnicos municipales, han concurrido 18 participantes.
El listado de las ubicaciones de los quioscos para las próximas cuatro temporadas veraniegas en el municipio –un total de diez– es el que se detalla a continuación:

En Los Barrios: Plaza Blas Infante (esquina avenida Don Juan Rodríguez), Parque de la Cigüeña (en la Calle Libertad), avenida Carlos Cano (junto a la Rotonda del Toro), avenida. Doña Rosa García López-Cepero (esquina calle Arroyo del Pum), calle Padre Dámaso (parte alta, junto a zona ajardinada), Paseo de Coca (junto a Puente de La Limona, en la intersección de la calle Huertas con la zona residencial Campoamor), y calle Jorge Manrique (esquina con la calle Jorge Luis Borges).

En Palmones, al final de la calle Pedro Terol.

En Puente Romano, entre la vivienda nº 56 y el transformador de Endesa.

Y, por último, en la zona de la Dehesa-Vega del Golf, en la avenida Conde de Revertera, frente a la vivienda nº 2.

Los quioscos sorteados han sido los que se ubicarán en la Plaza Blas Infante y en la avenida Carlos Cano, junto a la rotonda del toro, en Los Barrios, y el de la calle Pedro Terol, en Palmones, dado que para cada uno de estos tres había más de un solicitante. Por su parte, los quioscos del Parque La Cigüeña y calle Padre Dámaso se han asignado directamente porque solo se ha presentado un único solicitante para cada uno de ellos.

Los quioscos de la avenida Doña Rosa García López-Cepero, Paseo de Coca y calle Jorge Manrique, en Los Barrios, así como el de Puente Romano y el de la Dehesa-Vega del Golf, no se han adjudicado porque no ha habido ningún interesado.

Los aspirantes a explotar los quioscos sorteados que no han resultado afortunados tienen un plazo de 5 días para optar a aquellos otros cuya licitación ha quedado desierta.

Para ser adjudicatario de este tipo de quiosco los concursantes han tenido que presentar previamente la solicitud correspondiente dentro de plazo, acompañada de una fotocopia del DNI y una declaración comprometiéndose a tramitar todas las autorizaciones necesarias para ejercer la actividad. También han tenido que acreditar que se encuentran al corriente de sus obligaciones tributarias con la administración local y que cuentan con disponibilidad de caseta oficial de una marca de helados.

Ahora, tras el sorteo y la licitación, deberán presentar también justificantes de haber suscrito una póliza de seguro de Responsabilidad Civil y haber abonado la tasa por ocupación de vía pública, entre otros documentos, para confirmar la adjudicación

Noticias relacionadas