Jiménez Barrios y Ruiz Boix preocupados por el impacto del coronavirus en la comarca

El presidente de la Ejecutiva provincial del PSOE de Cádiz, y parlamentario andaluz, Manuel Jiménez Barrios, junto al vicesecretario general del PSOE de Cádiz, Juan Carlos Ruiz Boix han expresado su honda preocupación por el impacto del coronavirus en la comarca mostrando su apoyo y solidaridad hacia las víctimas de la enfermedad, reclamando mucho cuidado y respeto a las recomendaciones sanitarias, para “juntos desterrar la pandemia de nuestras vidas”.

Mientras que Jiménez Barrios se ha confesado impactado por la noticia de la residencia de Los Barrios y ha pedido “transparencia y diligencia” a la Junta de Andalucía, el alcalde de San Roque ha realizado dos peticiones directas al Gobierno andaluz y espera que “se valoren nuestras propuestas que responden solo a las ganas de construir ante los graves problemas de Andalucía y la provincia”.

Sostiene Ruiz Boix que “los responsables sanitarios, los representantes de los sindicatos del nuevo hospital de la La Línea están advirtiendo de la saturación del centro con el número de camas previstas cubiertas ya porque se han sobrepasado todas las previsiones”. Por eso, propone la habilitación en la Línea del antiguo hospital “que lleva dos años y medio abandonados, pero podría acoger habitaciones”, o bien, medicalizar la residencia del Tiempo Libre que en la primera ola acogió a un buen número de mayores de la residencia de Alcalá del Valle. “Mejor prevenir que curar, ojalá no hagan falta, pero pedimos a la Junta que se anticipe y tome medidas ante el colapso que viene”, ha apostillado.

Apoyo temporal de las aulas en casos extremos

El regidor sanroqueño también ha mostrado su preocupación por el absentismo escolar justificado en el miedo al contagio, especialmente en municipios como La Línea o el propio San Roque donde “ya faltan más alumnos que asisten a clases”. Entiende que la postura de Imbroda no es la solución y se suma al debate generado por las Ampas sobre un cierre temporal de las aulas en los casos extremos. “La constitución defiende el derecho a la educación, pero no dice que tenga que ser presencial”, ha subrayado para posicionarse de lado de quienes están demandando la educación a distancia en estos momentos de máxima incidencia del virus en las aulas y “en los que no se puede tener a los niños en casa ociosos”.   

Noticias relacionadas